4 Futbolistas Brasileños Fueron Despedidos por Hacer un Video Masturbándose en el Vestidor (NSFW)

This post is also available in: Inglés Portugués

Gilmar Rossmo, presidente del equipo de fútbol brasileño Sport Clube Gaúcho, despidió a cuatro jugadores por participar en un video de masturbación grupal realizado en el vestidor del equipo el viernes pasado.

Rossmo supuestamente vio el video el día después de que fuera viral en internet. El video, grabado por un miembro del equipo, mostró a tres jugadores masturbándose juntos. Aunque Rossmo calificó el video como “repugnante”, dijo que terminó los contratos de los cuatro jugadores no por sus travesuras de sexo gay de borrachos sino porque cometieron el acto dentro de la propiedad del equipo.

Él dijo:

“Fuera de las horas de oficina, no tenemos nada que ver con la situación. Si quieren emborracharse, gays o no, ese es su problema. Yo que tengo que responder como presidente durante un viaje, esas son horas de oficina. Esa es mi responsabilidad. El club no es un guardián de la moral y las buenas costumbres. Lo único a lo que tenemos que responder es a que hagan el video dentro del vestidor”.

Rossmo también dijo que despidió a los miembros del equipo que estaban masturbándose para evitar el ridículo de otros equipos, aficionados y espectadores. “Hasta donde sé, ellos tres no son gays”, dijo. “Pero ahora tendrán que probar que no lo son”.

Uno se pregunta si Rossmo habría despedido a los jugadores si el video mostrara actos sexuales de índole heterosexual.

Aquí una versión censurada del video de los futbolistas brasileños masturbándose:

Aunque Brasil ha legalizado el matrimonio entre personas del mismo sexo, la homofobia y la violencia contra las personas LGBTQ sigue afectando al país. El país carece de protecciones no discriminatorias para personas LGBTQ a nivel nacional para empleo y espacios públicos. Una organización LGBTQ local estimó que un brasileño LGBTQ es asesinado cada 25 horas.

Aunque los jugadores supuestamente fueron despedidos por conducta no relacionada con su identidad sexual, el mundo del deporte puede parecer poco acogedor para atletas LGBTQ. La mayoría de las personas LGBTQ ven los deportes como homofóbicos, las organizaciones deportivas profesionales de todo el mundo tienen pocos jugadores fuera del clóset y ofrecen muy poco apoyo social al sector LGBTQ.

El fútbol en sí mismo ha luchado durante mucho tiempo con la homofobia. La Federación Internacional de Fútbol (FIFA), la organización mundial que gobierna los partidos internacionales de fútbol, tuvo que aplicar duras penalidades para desalentar a los espectadores de hacer cantos homofóbicos durante los partidos de fútbol.

 

Imagen destacada de andresr a través de iStock