Lo que el Buscador Google de America Nos Enseña Sobre el Sexo Gay

This post is also available in: Inglés Ruso Chino tradicional

Seth Stephens-Davidowitz, ex científico de datos de Google y Doctorado en economía de Harvard, pasó cinco años recopilando datos sobre las búsquedas de Google en los Estados Unidos para aprender más acerca de los pensamientos y comportamientos de las personas. En entrevistas recientes por el lanzamiento de su nuevo libro Everybody Lies, él ha compartido ideas sobre la vida sexual de los hombres gay y bi. Aquí algunos de sus hallazgos:

1. El cinco porciento de los hombres se sienten predominantemente atraidos por hombres

Al mirar las búsquedas relacionadas con el porno en los Estados Unidos, Stephens-Davidowitz llegó a la conclusión de que muchos hombres tienen fantasías sexuales son personas del mismo sexo, aunque la mayoría nunca tome acción sobre estos deseos.

“Está claro que muchos hombres gay permanecen en el armario”, dijo Stephens-Davidowitz recientemente a Vox. “En lugares donde es difícil ser gay, como Mississippi, hay menos hombres que dicen que son gay a comparación de aquellos lugares donde es fácil ser gay, como Nueva York”.

2. Las busquedas de porno gay, son casi identicas en todos lados.

Mientras que PornHub dividió los tipos de porno que la gente más busca en una infografía, Stephens-Davidowitz dice que aproximadamente la misma cantidad de personas buscan pornografía gay no importa en dónde estén.

Esto es interesante porque le da una vuelta a la investigación anterior que concluye que los estados meridionales rojos con leyes anti-gay buscan porno gay más a menudo que los estados azules gay-amistosos.

3. Muchos hombres están casados y en el clóset (y sus esposas lo sospechan)

Teniendo en cuenta que un 21 porciento de los hombres heterosexuales buscan porno gay (y un número menor toma acción participando en “sexo de amigos” sin considerarse gay o bisexual), no nos extraña que muchos homosexuales y bisexuales estén casados y en el clóset.

Stephens-Davidowitz llegó a esta conclusión haciendo referencias cruzadas de las búsquedas de pornografía gay de hombres con búsquedas de mujeres que preguntaron cómo saber si sus maridos son gays.

“Las mujeres son ocho veces más propensas a preguntarle a Google si su esposo es gay a que si es un alcohólico y son 10 veces más probables de preguntarle a Google si su marido es gay a que si está deprimido”.

Pero, añade, “Creo que las mujeres están demasiado obsesionadas con la sexualidad de sus maridos… Es mucho más probable que una mujer esté casada con un hombre que es alcohólico en secreto o esté deprimido en secreto a que sea gay de clóset”.

4. Los hombres son muy inseguros del tamaño de su pene y la eyaculación precoz

En una entrevista en vídeo con Buzzfeed (lo puedes ver arriba), Stephens-Davidowitz dijo: “Los hombres hacen búsquedas sobre sus penes mas que de cualquier otra parte del cuerpo… Por cada 100 búsquedas que hacen los hombres sobre su pene, hacen alrededor de cinco sobre su propio cerebro”. Dice que la segunda búsqueda más común de hombres es cómo durar más tiempo en la cama.

Stephens-Davidowitz dice que las mujeres hacen el mismo número de búsquedas sobre sus genitales que los hombres, excepto cuando los hombres buscan resultados en “pene pequeño”, las mujeres buscan “vagina olorosa”.

5. El miedo al sexo puede estar provocando que tengamos menos sexo

“En general”, dijo, “este conjunto de datos nos muestra que hay un montón de cosas que no se dicen… las cosas que deberían preguntarse en pareja, se lo preguntan al Internet”.

Stephens-Davidowitz dice que la gente siente una ansiedad “abrumadora” e inseguridad acerca del sexo. Él piensa que si bajamos la ansiedad alrededor del sexo, todos estaríamos teniendo más y disfrutándolo.

(Imagen destacada por palantir a través de iStock Photography)